¿Hablamos?
Filtros (13 productos)

Categorías

Resetear este grupo

Marca

Peso

Volumen

Precio

0,00 € - 90,00 €

Insecticidas

Es importante la desparasitación y el control de salud de tus animales, es por eso que desde Agroanimal te ofrecemos una sección para insecticidas.

Hay 14 productos.

Mostrando 1-14 de 14 artículo(s)
Mostrando 1-14 de 14 artículo(s)

¿Por qué usar insecticidas?

Si no usamos los insecticidas, nuestros cultivos extensivos (maíz, cereales...) e intensivos (vid, hortalizas) pueden ser atacados por diversos insectos o arañas. Estos animales pueden provocar daño tanto en las hojas y fruto, como en las raíces y cuello de las plantas. Además, si no se controla a tiempo, pueden provocar un impacto negativo en la cosecha ocasionando pérdidas en las cosechas agrícolas. Algunos insectos como los pulgones pueden portar virus que harán que se empeore la situación. También, estos ataques producidos por los insectos favorecen la aparición en cultivos de hongos fitopatógenos. es por eso que es fundamental usar insecticidas para conseguir una cosecha de calidad.

Tipos de insecticidas

Según su composición química o penetración se diferencian dos tipos de insecticidas: inorgánicos y orgánicos (contiene carbono). Además, hay insecticidas especiales para un tipo de animal como, por ejemplo el cebo para moscas y el insecticida para larvas de mosquitos y moscas.

Los insecticidas orgánicos suelen atacar al sistema nervioso central o bien, interrumpen el crecimiento de los insectos atacantes. Están hechos con compuestos organofosforados, organoclorados, etc.

Dos insecticidas inorgánicos más conocidos son el ácido bórico y el sílice. El ácido bórico actúa como un veneno estomacal y, es muy útil para el control de los insectos si se coloca en un lugar oportuno y seco. Por otro lado, encontramos el sílice, que actúa de desecante en el insecto absorbiendo la capa cerosa de estos, provocándole asfixia y deshidratación. Estos insecticidas suelen ser blancos y esponjosos.

Hay que tener especial cuidado con otros animales que no son perjudiciales para la planta, sino que son beneficiosos para el ecosistema, como es el caso de las abejas. Es por eso, por lo que hay que informarse antes de su utilización.

Cómo usar el insecticida

A la hora de utilizar nuestro insecticida es posible que cometamos una serie de errores, por eso te enseñamos qué debes y qué no hacer:

  1. Fumigar las zonas donde se proporcione una mayor cantidad de insectos como en puertas, esquinas, armarios y ventanas.
  2. Guardar utensilios, juguetes y alimentos para no contaminarlos con el insecticida o desinfectante.
  3. No rociar de manera abundante la casa ya que, lo único que se logrará es contaminar el ambiente.
  4. Evitar que haya personas en la zona en la que se haya aplicado el producto y, una vez pasado el tiempo ventilar 30 minutos.
  5. Usar el producto con las instrucciones dadas para su uso.